“Los intendentes tienen que ser facilitadores en seguridad”

Los delitos que bajan y los que no y la infiltración del crimen organizado en la fuerzas de seguridad fueron temas de análisis del ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, en un diálogo con DIB en el que anticipó cómo será la convocatoria de la gobernadora a la oposición para consensuar una política de Estado en materia de Seguridad

– El procurador Julio Conte Grand dijo que en 2016 subieron los robos con armas, el menudeo de drogas y los casos de violencia de género ¿Es un fracaso de la política de seguridad?

– También hay delitos que bajaron considerablemente, como la piratería del asfalto, un 70%; el robo automotor, 20% o el secuestro extorsivo, un 19%. Esta baja se debe consolidar siguiendo el mismo camino de este año. Respecto al narco, pusimos un acento que nos permitió secuestros muy fuertes en casi todas las sustancias. Por poner un ejemplo, en el caso del paco, una de las drogas que más afectan a los jóvenes, fueron secuestradas 280 mil dosis. Con una particularidad, pudimos desbaratar bandas. Es muy importante.

– ¿Esa mayor incautación quiere decir que trabajan mejor o que circula más droga?

– No. Nosotros estamos, en el caso del paco, en las incautaciones por encima de ese ritmo de aumento. Yo, de todos modos, lo que sé con certeza es cuánto saco de circulación y cuántos chicos no se van a enfermar con eso.

– ¿Y en el caso del robo con armas?

– El tema del retiro de las armas tiene que ser un tema de Estado. Y muy fuerte.

– ¿Pero ven un crecimiento de ese delito, como Conte Grand?

– Lo que vemos es una mayor violencia, vinculada a la droga.

– En el interior las entidades del campo se han mostrado preocupadas por el delito rural en una reunión de esta semana con el subsecretario de Justicia, Adrián Grassi. ¿Cuál es la respuesta?

– Tenemos 45 distritos en los que en un año no hubo un solo delito rural. En términos generales, el delito rural ha bajado considerablemente. Hace 15 días nos reunimos con las entidades y trabajamos en forma conjunta con ellos.

– Los intendentes peronistas le pidieron a Vidal que trate un proyecto para traspasar a los municipios las policías locales ¿Cuál es la respuesta?

– Hoy los municipios, de hecho, manejan las policías locales. Lo único que tienen que hacer con el Ministerio es plantear un plan de seguridad. Pero al mes de marzo, menos del 10% de los intendentes lo han presentado para este año.

– Hablan de que se apruebe un proyecto de ley de traspaso a las comunas.

– Lo que planteo es que es raro que pidan ahora esa policía, creada por resolución, con un modelo fracasado que funcionó hasta el 10 de diciembre de 2015, con efectivos que se capacitaban menos de seis meses, que salían de las escuelas sin tirar tiros, con exámenes psicológicos que ponían los mismos intendentes y hoy tenemos más de 16 personas que se han suicidado porque no estaban capacitadas. Sobre esas cosas, estos intendentes se callaban. Me parece que hay que arrancar de una autocrítica seria: con la seguridad no se especula políticamente. El intendente tiene que ser un facilitador en la seguridad, no un problema. Pongamos un ejemplo: acabamos de detener a una banda de por lo menos siete policías locales de La Matanza, que están presos por secuestro extorsivo.

– ¿Sugiere que los intendentes usan a esas policías como “guardia personal” o para darle trabajo a punteros?

– No, lo que digo es que muchos de los que firmaron esa solicitada para municipalizar, me mandan mensajes para cambiar a un jefe y lo ponen ellos. La verdad es que lo manejan ellos. El problema es que en los convenios que firmaron originalmente, esas policías se hacían cargo de muchas cosas, y muchos ahora no se hacen cargo.

– ¿Cuando hace unos días encontraron en Navarro un avión cargado de 500 kilos de marihuana, la primera reacción del intendente, Santiago Magliotti (FpV) fue desligarse, decir que el avión había bajado en otro distrito. ¿Desde el poder político se está a la altura de lo que pasa?

– Yo no tengo ningún vínculo establecido para decir que el intendente está involucrado, sí que hay un aeródromo en Navarro de donde despegó un avión que fue a buscar marihuana, dejó la marihuana en General Belgrano y volvió a Navarro. No me imagino a Martiano Molina (intendente de Quilmes, Cambiemos) diciéndome ´no bajó en el aeródromo de Quilmes, estaba en Berazategui´. Al contrario, estaría orgulloso del operativo que hicimos, acompañándome. Esa es la conducta que tenemos que tener.

– ¿En la provincia la droga solo circula o también se produce?

– En la Provincia circula, se comercializa, se consume, hay concinas de paco, “estiramiento” de cocaína y hay tercerización de la división de la marihuana. Hay todo, menos producción de la materia prima que viene de Paraguay para el caso de la marihuana y de Perú, Bolivia y, en mucho menor medida, Colombia para la cocaína.

– Ustedes dicen que han detenido bandas, lo que indica que hay organizaciones de ese tipo operando. ¿Hay infiltración de policía, Justicia o política?

– La droga se instaló como se instaló porque sin dudas se miró para el costado muchos años. Tenían un discurso oficial que decía que la droga estaba de paso y la inseguridad era una sensación.

– ¿Quiere decir que hay infiltración del narco en la policía, por ejemplo?

– No puedo decir eso. La mayoría de los policías son honestos y profesionales.

– Una cosa no quita la otra: pueden ser honestos la mayoría y a la vez haber infiltración

– Sin duda. Pero en la transparencia hemos tomado medidas. Cuatro mil policías han sido separados de la fuerza, casi 300 están detenidos por investigaciones que hemos hecho desde asuntos internos.

Dejá un comentario